Mostrando entradas con la etiqueta reseña de mica. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta reseña de mica. Mostrar todas las entradas

viernes, 8 de septiembre de 2017

La ladrona de libros by Markus Zusak

Hola, hermosos míos! ¿Cómo les ha ido la semana? Yo la tuve bastante ligerita, no me puedo quejar. Terminé de leer el libro de Laia Soler y estoy un poco tristona (porque es triste, duh). Estoy viendo qué comenzar a leer ahora que me suba un poco los ánimos… ¿recomendaciones?

Hoy vengo con la reseña de este librito al que le tenía ganas hace bastante y aproveché el #BookBingoInvernal y lo leí. Hace mucho tiempo vi la peli y quedé enamorada y pensé que el libro no me iba a gustar tanto pero por suerte me equivoqué. Me encantó y volví a ver la peli luego de terminarlo y, aunque modificaron bastantes cosas, me sigue gustando también la película. Gané en todo eh? Jajajaja Vamos allá.

Sinopsis: Érase una vez un pueblo donde las noches eran largas y la muerte contaba su propia historia...
Una novela preciosa, tremendamente humana y emocionante, que describe las peripecias de una niña alemana de nueve años desde que es dada en adopción por su madre hasta el final de la guerra. Su nueva familia, gente sencilla y nada afecta al nazismo, le enseña a leer y a través de los libros Liesel logra distraerse durante los bombardeos y combatir la tristeza. Pero es el libro que ella misma está escribiendo el que finalmente le salvará la vida. La ladrona de libros fue llevada al cine con gran éxito.








La ladrona de libros es una novela entrañable que narra la historia de Liesel, una niña alemana que es dada en adopción por su madre cuando comienza la II Guerra Mundial. Llega a su nuevo hogar sin familia, sin saber leer ni escribir y sin esperanzas, pero sus padres adoptivos pasito a pasito conseguirán suplir todas esas carencias. A lo largo del libro veremos a Liesel crecer, enamorarse, luchar, perderse y encontrar la salvación en las palabras; pero también seremos nosotros los que pasemos por todo esto, los que cerremos el libro con la sensación de haber vivido una vida entera de experiencias y aprendizajes para el momento en el que la última frase fue leída.

“UN PENSAMIENTO AGRADABLE: Ella era una ladrona de libros. Él asaltaba el cielo.”

Para ser completamente honesta, cuando empecé La ladrona de libros pensé que no me gustaría. Bah, no que no me gustaría, sino que sería otro de esos libros que no cumplían mis expectativas porque su adaptación al cine me había estrujado el corazón. Además, no es secreto que soy una gran lectora de libros sobre el holocausto, así que estaba segura de que sería un libro entre tantos de esta temática que aparentemente está cada vez más de moda. La primera mitad no destacó apenas en nada: me pareció un poco triste, un poco tierna, un poco hermosa, un poco original, pero también un poco aburrida. Parecía que el libro iba a convertirse en una eterna introducción y que pasaría sin pena ni gloria cuando, de pronto, comienza la verdadera historia. Al cerrar el libro llegué a la conclusión de que es uno de los relatos más lindos y conmovedores que he leído nunca. No lloré (como sí me sucedió con la película) pero lo terminé con una sensación de ligera tristeza. Simplemente sentí que al final de la historia todo cerró su ciclo y, aunque hay ciertos sucesos que me tuvieron gritando por su injusticia, aprendí mucho y vi un lado de la historia que no había visto antes.

“Fue el principio de la mejor Navidad de todos los tiempos. Poco de comer. Nada de regalos. Pero había un muñeco de nieve en el sótano”

¿Qué es lo que permite que esta historia se diferencie de otras que buscan narrar lo mismo? Un punto a su favor creo que es la narradora: la Muerte. Esta narradora tan peculiar nos va mostrando, mediante flash forwards,  un futuro que todavía no ha sucedido, amparándose en los conocimientos venideros que tiene esta narradora excepcional. Este detalle puede molestar a algunos lectores, por el destripe de información, y la verdad es que tardé un poco en adaptarme a este recurso narrativo pero una vez que le tomé la mano, todo fluyó como seda y me pareció un método genial. Otro recurso que también puede desconcertar un poco al principio, hasta que uno se acostumbra, fueron los incisos que efectúa cada dos por tres la narradora escritos en una tipografía distinta. Ya dije, al principio se hacen raros, pero uno no tarda en habituarse a ellos.

“VISITA GUIADA AL SUFRIMIENTO: A su izquierda, tal vez a la derecha, incluso puede que al frente, hay una pequeña habitación a oscuras. Allí espera sentado un judío. Apesta. Está famélico. Está asustado. Por favor, intenta no apartar la vista.”

A diferencia del  Niño del pijama a rayasLa ladrona de libros cuenta los horrores de aquellos que vivieron la segunda guerra mundial como ciudadanos normales que trataban, en la medida de lo posible, de seguir con sus vidas mientras los nazis se iban adueñando de Europa, despedazando a toda una sociedad, eliminando a todos aquellos que no formaban parte de su ideal superior alemán. Ése es el caso de la familia adoptiva de Liesel. Una serie de personajes simpáticos y queribles  pueblan las páginas de esta novela:
  • Rudy, el niño con el que Liesel entabla una gran amistad, y el cual está obsesionado con Jesse Owens;
  • Max, el judío que permanece escondido en el sótano y le escribe historias;
  • Hans, el humilde pintor y músico aficionado que se la pasa tocando el acordeón y quien ejerce como padre de Liesel;
  • Rosa, la madre adoptiva que siempre está enojada y que se la pasa chillando palabrotas sin importarle quién la escuche;
  • la mujer del alcalde.

“Rudy estaba destinado a ser el mejor amigo de Liesel. Todo el mundo sabe que una bola de nieve en la cara es el comienzo perfecto de una amistad duradera.”

Hay muchos más personajes con los cuales nos vamos encariñando a lo largo del relato, pero por encima de todos ellos destaca Liesel, nuestra protagonista, quién se ganará el apodo de la “ladrona de libros”. Esta novela rebosa de amor por la lectura (y también por la escritura), que nos es transmitido a través de su protagonista, esa niña que junta todos los libros que encuentra, los esconde y los convierte en sus posesiones más preciadas.

La ladrona de libros es una historia hermosa, conmovedora y totalmente recomendable. El autor tiene una pluma muy amena y, aunque el principio puede pecar de ser una introducción bastante larga, insisto en que perseveren en su lectura, pues rápidamente se vuelve inolvidable y no van a poder dejar el libro.




5 cupcakes enormes! 


martes, 15 de agosto de 2017

Wish You Were Here by Renée Carlino

Hola amigos y amigas de la blogósfera! ¿Cómo les ha ido últimamente? Finalmente me tuve que volver a acostumbrar a la rutina *puajjj* y a estudiar. Menos Netflix y más trabajo. Qué tristeza!!

Hoy vengo con la reseña de un libro que me han regalado, muy amablemente, a cambio de una reseña honesta. Ya he adelantado muchas cosas de este libro por aquí y por allá pero ahora les voy a contar en detalle qué me gustó y qué no y por qué. Vamos allá.

Sinopsis: Charlotte ha pasado sus veinte perdida, flotando de interés en interés, de trabajo en trabajo y de chico en chico, buscando una chispa pero nunca encontrándola. Lo que sí sabe es que no la va a encontrar mientras trabaja de mesera en un restaurant mediocre de LA o viviendo con su mejor amiga en un pequeño departamento.
Entonces, Charlotte conoce a Adam, un atractivo pintor que parece tan perdido como ella. Su química instantánea lleva a unos tragos… y una noche de champagne, comida china y el tipo de conversaciones que sólo suceden en las comedias románticas. Sin embargo, la mañana siguiente Adam actúa completamente diferente, dejándola confundida y herida…
Meses después, Charlotte aún no ha podido superar a Adam y decide averiguar qué sucedió la mañana siguiente a esa noche tan mágica que pasaron juntos. Esta decisión rescribe su loca historia de amor pero Charlotte aún no sabe que su final ya ha sido escrito.

EXTRACTO
-Estás haciendo que el amor suene trágico –dije.
-No –sacudió la cabeza-. No querría que fuera de ninguna otra manera. Cuéntame de nosotros. ¿Qué nos gusta hacer?
-Pintar y navegar y comer y tomar. Cosas simples.
-No te olvides del sexo –dijo.
-Sí, un montón de sexo. Antes de que nacieran los niños estábamos desnudos prácticamente cada segundo del día.
-Eso me gusta.
-Cuando crecieron, nos comenzamos a escapar los fines de semana y a dejarlos con mi mamá.
 -¿Cómo son? Nuestros hijos.
-Felices. Eso es lo que más deseamos. Nuestro amor fue nuestra prioridad y se derramó en ellos y ahora son felices.
Surgieron lágrimas en mis ojos que cayeron por mis mejillas. ¿No eso lo que todos deseamos para nuestros hijos?
Su tono de repente cambió: -Eso es hermoso, Char- lotte.
Fue como si él se estuviera despertando de un sueño. No quería volver a la realidad todavía, aunque sabía que estas fantasias eran solo para ayudar a distraer a Adam.
-Puedo imaginar una larga vida contigo –dijo-. Puedo imaginarme la grandiosa esposa que serías.
Solté su mano.
-La historia es sobre tú y yo –él no dijo nada; solamente asintió y continuó mirando por la ventana. Me incliné y besé su coronilla, susurrando-: Es sobre nosotros. No me quites eso.



RESEÑA
La pluma de Renée siempre ha sido un factor indispensable para que los lectores continuaran leyendo. Siempre hubo una magia difícil de explicar que volvía una narración simple en algo terriblemente hermoso. Es muy fácil leer sus libros, los cuales se pasan volando y eso es algo que sí se pudo ver en Wish You Were Here. Creo que lo leí en un día, que en términos generales es leer un libro rápido. Pero para la rapidez con la que yo normalmente me leo los libros de Renée, fue bastante lento. La primera mitad del libro me parecía interminable, que no sucedía nada, ya me estaba dando incluso por vencida con el libro. Siendo honestos, si una historia no arranca antes del 30% de un libro el lector comienza a sentirse bastante estancado porque sigue leyendo una introducción interminable. Así me sentía yo hasta la mitad del libro, atrapada leyendo el principio de una historia que no terminaba nunca.

Mi mayor problema fue con los personajes. Mientras leía no podía entender que Charlotte tuviera 27 años porque su forma de actuar y pensar la hacía parecer una adolescente caprichosa y no logré conectarme con ella en lo absoluto, me molestaba mucho su forma de ser. También sentí que Charlotte juzgaba mucho a todos, y aunque su papá y su hermano dejaban un poco que desear la primera mitad del libro, se pasó el 50% de la historia victimizándose. Soy el tipo de lectora que no le interesa leer a una persona que juega el papel de víctima constantemente, me aburre y me molesta, que fue justamente lo que me pasó con la protagonista. Fue una narradora fácil de leer pero su personalidad dejaba mucho que desear. Era muy indecisa y la mayoría de sus acciones dejaban un sabor amargo en la boca.

Adam me pareció una copia barata de Will (su protagonista en Sweet Thing), un intento fallido de repetir un personaje espectacular. Mientras Will era un excéntrico pero adorable músico que decía cosas sabias y te daban ganas de abrazarlo todo el tiempo, Adam fue simplemente un pintor que actuó un poco raro la noche en que conoció a la protagonista. Hasta su nueva aparición en la historia (casi hacia el final) yo estaba convencida de que estuvo drogado toda la noche que pasó con Charlotte. Qué les puedo decir, me pareció muy medio pelo.

No hubo mucho desarrollo de los protagonistas y el que encima estos me cayeran bastante mal no le sumó nada a la historia. Otros personajes que me desagradaron bastante fueron la mejor amiga y Seth, quienes ocupan un lugar importante para el desarrollo de la trama. Así que en resumen no me gustó ningún personaje y no fue mejorando con el tiempo. Otro punto negativo.

“Prometo amarte por siempre. Mientras haya amor en este mundo, seremos parte de él.”

Todo esto podría haber sido perdonado eventualmente si no fuera porque una simple cosita destruyó toda la solidez de la trama en un segundo. La novela sufre de un severo y agudo caso de… instalove. La misma sinopsis nos cuenta que Charlotte y Adam pasan una noche juntos que los conecta por el resto de la historia. El problema es que por dos tercios de la novela, Charlotte y Adam ni siquiera interactúan. Adam está perdido por ahí luego de pasar juntos una sola noche. Ella sigue viviendo pero continúa enganchada con este chico y, aunque aprecié el intento de realismo en cuanto a las tentativas de Charlotte de continuar con su vida, no siento que Renée haya tratado bien ese punto. En ningún momento me pareció que la protagonista realmente tratara de continuar y vivir su vida.

Su noche juntos no me pareció la gran cosa (ya les dije, Adam parecía drogado la mayor parte de ella) así que imagínense mis pensamientos cuando al encontrarse de nuevo mucho tiempo después, Charlotte se sentía enamorada de él. Yo no lo podía entender. Nunca sentí una gran química entre ellos y de pronto había un tsunami de emociones intensas. Como resultado, no me interesó demasiado su relación a lo largo del libro y me pareció bastante absurda. 

“El amor es un secreto sin palabras; es una broma interna. Solamente ustedes dos tienen que entenderla.”

Ahora, todos van a decir “¿hay algo que te haya gustado?”. Bueno, sí. Algo me gustó, una cosita. El mensaje que nos deja al final. Todos nos merecemos vivir y enamorarnos, amar y ser amados, aunque sea por un día o toda una vida.       

Wish You Were Here es una historia sobre amor a primera vista. Tiene un ritmo rápido y una pluma muy amena que mantienen al lector enganchado, pero a mi parecer falla a la hora de vendernos la relación entre los dos protagonistas. No hubo mucho desarrollo en los personajes y aunque hubo algunas escenas graciosas para equilibrar todas las tristes y dolorosas, los diálogos a lo largo del libro me resultaron muy forzados y…raros.

No es un libro que yo recomiende leer de Renée. Preferiría que leyeran Before We Were Strangers o Swear on this life o Sweet Thing, si quieren un personaje masculino que se gane su corazón.

Son 2,5 cupcakes que me duelen mucho porque esperaba mucho mucho más.




SOBRE LA AUTORA
Renée Carlino es una guionista y autora bestseller de novelas contemporáneas y ficción New Adult. Sus libros han sido promocionados por muchos medios conocidos, entre ellos USA TODAY, Huffington Post, Latina magazine y Publisher's Weekly. Vive en el sur de California con su esposo, sus dos hijos y su dulce perrita June. Cuando no está en la playa con sus hijos o trabajando en su próximo libro, le gusta pasar el tiempo leyendo, yendo a conciertos y comiendo chocolate negro.


martes, 18 de julio de 2017

Hija de humo y hueso by Laini Taylor

Holaaaaaa ¿cómo los está tratando el clima?¿Están disfrutando de las vacaciones de invierno? Yo me la paso mirando pelis y leyendo. Y comiendo jaja!

Como muchos saben, hace no tanto el público eligió por Twitter que mi lectura sea Hija de humo y hueso de Laini Taylor, por lo que hace unos días me sumergí entre las páginas de este libro y hoy les vengo con la reseña de esta joyita. ¿Quieren ver qué me pareció? Sigan leyendo…

Sinopsis: Una vez fue una niña inocente que jugaba con plumas en el suelo de la guarida de un diablo. Pero ahora aquella inocencia había desaparecido...

Karou es una estudiante de arte de 17 años que vive en Praga. Pero ese no es su único mundo. A veces, Karou desaparece en misteriosos viajes para realizar los encargos de Brimstone, el monstruo quimera que la adoptó al nacer. Tan misteriosa resulta Karou para sus amigos, como lo es para ella su propia vida: ¿cómo es que ha acabado formando parte de una familia de monstruos quimera? ¿Para qué necesita su padre adoptivo tantos dientes, especialmente de humanos? Y, ¿por qué tiene esa recurrente sensación de vacío, de haber olvidado algo?

De pronto, empiezan a aparecer marcas de manos en las puertas, señal de que la familia de Karou corre grave peligro. Karou tratará de cruzar al mundo quimérico para ayudarles, pero es perseguida por los serafines. Entre ellos se encuentra Akiva, un ángel arrebatadoramente hermoso al que Karou está unida de forma que ni ella misma puede imaginar.

Karou, nuestra protagonista, es una joven de 17 años que vive en Praga, donde estudia arte, tiene un apartamento para ella sola, los mejores amigos que pueda pedir y acaba de deshacerse del idiota de su novio. Sin embargo, su vida no es para nada normal: trabaja para Brimstone, una quimera (ser mitad humano mitad animal), que posee una tienda de deseos y cobra sus servicios en dientes. En sus viajes para Brimstone, Karou empieza a ver manos marcadas a fuego en las puertas que conectan nuestro mundo con la tienda de la quimera y muy pronto el peligro hará acto de presencia cuando un ángel llamado Akiva aparezca.

Hija de humo y hueso puede parecer otro ejemplo de romance paranormal juvenil de los que tanto abundan, pero al embarcarnos en la lectura nos damos cuenta que no es así. Laini Taylor no inventa nada, los seres que elige para su universo ya los conocíamos, como los ángeles, pero éstos distan mucho de ser lo que esperamos. Como enemigos de los ángeles, la autora recurre a las quimeras, unos seres cuyo cuerpo es una mezcla de partes animales y humanas. La verdad es que la manera de narrar de Laini me sorprendió. Pensé que iba a tardar en agarrarle la mano a la historia después de haber terminado con un libro de Marissa (quien me enamora continuamente con su habilidad narrativa) así que imagínense cómo estaba yo cuando, apenas luego de leer unas pocas páginas, ya estaba completamente enganchada y no podía dejar el libro. La pluma de la autora es muy buena y bonita, y amena hasta el extremo. Sentí que las hojas eran como agua entre mis dedos y no podía evitar morfarme capítulo tras capítulo. Otra cosa espectacular de la pluma de Laini es que tiene una propiedad casi….visual. Cada detalle está como pintado y el resultado total es una obra de arte. Esta técnica narrativa me dejó completamente satisfecha e interesada en continuar leyendo más cosas de la autora.

"-El amor es un lujo.-No, el amor es un elemento."

Como saben, no soy fanática de hablar sobre los personajes, pero puedo hablar un poquito de los dos principales. Karou es alegre y algo infantil a veces, pero podemos ver su evolución a lo largo de la historia. Comienza siendo un poco egoísta y despreocupada por todo y hacia el final del libro ya vemos a una joven muy centrada, con un propósito, una meta que la guía. No podemos olvidar tampoco a Akiva, el ángel que va tras Karou y sus quimeras. Akiva es un personaje torturado y marcado por su pasado, que lo ha convertido en el ser que es. Su relación amorosa con Karou se presenta de forma delicada y sutil y cumplirá un papel fundamental en la evolución de ella. Los demás personajes son muy queribles (Zuzana, te estoy hablando a ti) y enriquecen el relato, por lo que los dejaré a ustedes para que se formen sus propias opiniones sobre ellos.


El universo que se ha creado en Hija de humo y hueso es elaborado y rico, a pesar de que disponemos de poca información sobre él. La guerra que divide a las dos razas nos permite conocer las creencias y leyendas propias de cada una, así como una dosis de historia de las mismas. No hay buenos ni malos, ambos bandos cometen actos bondadosos y devastadores por igual. La escritora no busca que nos pongamos de parte de ninguno, sino que se evidencie lo absurdo que resulta esa guerra.

"Una vida larga resulta una carga cuando está llena de sufrimiento."

Sin embargo, no todo es perfecto porque hay un pero con letras mayúsculas, que evitó que le pusiera cinco estrellas a este librito. Este pero se divide en dos motivos, que son los siguientes:

  1.  La relación de Karou y Akiva. Al principio me gustó mucho, eran dos personajes que se estaban conociendo, contaban con sentido común. Pero a las dos páginas, ya estaban enamorados. Sí, gente, entendieron bien, hay insta love. Y detesto el insta love. Un segundo son enemigos que desean matarse y al siguiente se aman, no pueden vivir sin el otro y bla bla bla. Conforme avanza la historia entendemos más el trasfondo de esta relación pero aún así no lo considero una razón suficiente para justificar este enamoramiento instantáneo.
  2. Los saltos temporales. Me fueron mareando mucho, sobre todo al final, cuando estamos leyendo dos historias a la vez. Habría estado muy copado que Laini detallara al inicio de cada capítulo qué historia está por narrar porque la verdad es que me costó bastante agarrarle la mano.
¿"Te has preguntado alguna vez si son los monstruos los que provocan la guerra, o si es la guerra la que provoca monstruos?"


Teniendo en cuenta los pros y contras, Hija de humo y hueso fue una lectura realmente interesante y un soplo de aire fresco. Tiene una ambientación extravagante, el comportamiento de Karou es acorde a su carácter y los personajes no se agrupan en “buenos” o “malos”, pues la guerra que enfrenta a estos dos pueblos muestra que no todo es blanco y negro. Fue un placer leer esta historia y la recomiendo muchísimo. No puedo esperar para leer el segundo libro.

4 estrellitas

martes, 4 de julio de 2017

Nunca, Nunca 1 by Colleen Hoover and Tarryn Fisher

Hola a todos! Aquí vengo de vuelta con una reseña. Gracias a Editorial Planeta este librito y los dos siguientes van a llegar a nuestras manitos. No sé si ustedes lo notan pero yo estoy emocionadísima de tener un libro de CoHo en nuestro país.

Para los que ya saben, esta reseña fue publicada en el blog de Meli hace unas semanas como una colaboración y recién ahora la exporto a mi blog :P Así que los que no la leyeron ya, aquí tienen la oportunidad de leer mi opinión sobre esta nueva incorporación al mundo literario.

Sinopsis: Charlie y Silas fueron mejores amigos desde que aprendieron a caminar hasta los catorce años, cuando se hicieron novios. Por alguna inexplicable razón, una mañana amanecieron sin reconocerse el uno al otro, no recuerdan nada de ellos ni de lo que los une: no hay rastros de su primer beso, del momento en el que se enamoraron, ni siquiera de su última gran pelea; sólo unas cuantas fotos y videos comprueban que no sabían vivir el uno sin el otro.
Ambos saben que sólo juntos podrán descubrir el misterio detrás de lo que les sucedió y la razón por la cual ahora difícilmente se soportan, cuando todos a su alrededor hablan de la gran pareja que solían ser. Pero, mientras más profundizan en las raíces de su relación, más entienden que hay algo invisible e increíblemente fuerte que los mantiene unidos.



Nunca, Nunca (Never Never), es el nuevo libro de las autoras Colleen Hoover (Hopeless) yTarryn Fisher (Love me with lies). No es ningún secreto que no hay libro de CoHo que no me haya gustado, es más, casi siempre sus libros terminan en mi Top 10 de libros favoritos en el año. A Tarryn la tengo pendiente hace mil y me arrepiento mucho de no haberle dado una oportunidad hasta ahora. Definitivamente la combinación de estas dos escritoras dio como resultado un libro adictivo y atrapante que no te suelta en ningún momento, y eso es algo por lo que aplaudirlas.

La historia desde el principio nos tiene completamente desorientados e intrigados porque no sabemos nada.  Ni de los protagonistas, ni de lo que les sucedió ni nada. Esto es tremendamente desconcertante  y se repetirá a lo largo de todo el libro, pues Colleen y Tarryn lograron crear una historia sólida en la que nada es obvio, no hay respuestas a las preguntas y las preguntas no son fáciles de formular.  Realmente es para sacarse el sombrero ante estas dos autoras que lograron algo que es muy difícil de mantener: tener al lector completamente hechizado con una historia en la que no entiende nada.

“Nunca te detengas. Nunca olvides.”

Nuestros dos protagonistas son Charlie y Silas, que al parecer se conocen desde siempre y llevan cuatro años siendo novios. Súbitamente pierden la memoria. Así, de la nada. La primera página de la historia es Charlie mirando unos libros desperdigados por el suelo con la absoluta certeza de que no sabe quién es ni dónde está ni por qué no recuerda nada. No recuerda su nombre ni a su familia ni mucho menos a Silas. Y ahí es donde entra nuestro otro protagonista en la historia, porque Silas también perdió la memoria. ¿Por qué ellos dos no recuerdan nada de nada y sucedió de pronto?  (No, por si se lo están preguntando no tuvieron ningún accidente ni se tomaron ninguna droga ni nada, aunque la verdad es que no hay teoría que se pueda descartar porque no hay respuesta en esta primera parte).

Si de los protagonistas tenemos que hablar, desde la primera página el que más me gustó fue Silas, quien tiene un carácter tierno y representa muy bien el tipo de personajes masculinos que Colleen escribe. Me fue muy fácil reconocer que CoHo había escrito a Silas, sentía esa semejanza con otros protagonistas de sus libros y quizás es por eso que pude conectarme con él desde el principio. Charlie es un personaje un poco más complicado que Silas. En un principio puede parecer cínica y mala persona, pero luego se nota que es un método de defensa para lidiar con todo lo que sucede. Además de que es la que, a mi parecer, permite que la historia avance constantemente. Aunque no he leído nada de Tarryn, como ya les dije, según vi por otras reseñas de sus libros, este tipo de personajes son su fuerte. No puedo compararlo con nada, pero yo quedé muy conforme con los dos protagonistas que, al ser tan diferentes, logran complementarse a la perfección.

“No hables de nosotros en tercera persona. Tú eres ella y yo él. Nos guste quiénes éramos o no.”

Hablemos de las cosas geniales de este libro. Para empezar, la forma en la que está escrito. Los capítulos están intercalados en los puntos de vista de los dos protagonistas, lo cual nos permite ir viendo distintas perspectivas de lo que sucede. Como ninguno de los dos recuerda nada, empiezan de cero junto con el lector, por lo que vamos descubriendo las pistas al mismo momento que ellos y vamos armando el rompecabezas de lo que puede haber sucedido mientras ellos también lo hacen. De esta forma la narración es mucho más dinámica porque nunca nos aburrimos de ver el punto de vista de alguno y encima estamos teorizando todo el tiempo.

Otra cosa genial es el ritmo. Hay tanto suspenso que uno no puede soltar el libro y las páginas van volando sin que el lector lo note. Hacía mucho que no me sucedía esto con una lectura y fue una tremenda sorpresa ver que la ansiedad que me generaba la historia producía un efecto de “devorar libros”.

“Nada de esto tiene sentido. ¿Cómo podemos recordar a las celebridades? ¿A gente que nunca hemos conocido? ¿Cómo sé que Kanye West se casó con una Kardashian? ¿Cómo sé que Robin Williams murió? ¿Puedo recordar gente que nunca he conocido, pero no puedo recordar a la chica de la que he estado enamorado durante más de cuatro años?”

¿Tercera cosa genial? Consta de sólo 218 páginas. Lo bueno viene en envase pequeño dicen, y esta no es la excepción. El libro se termina en pocas horas porque es corto y este mismo formato de “mucho suspenso concentrado en poco tiempo” produce el efecto ya nombrado, al que le agrega un final abierto que claramente implica un siguiente libro. La suma de todas estas cosas da como resultado que nos enganchemos con la historia, participemos de ella y exijamos las continuaciones para poder resolver el misterio de un tirón.

No puedo decir mucho más sin spoilear el libro (aunque la verdad es que mucho más no puedo decir porque no tengo ninguna certeza ¡¡¡y no puedo esperar para poner mis manos en el siguiente libro!!!). En resumen, es un libro intrigante y desconcertante que gira en torno a un misterio que los protagonistas tienen que develar y cuenta con un cliffhanger impresionante. Súper recomendado para personas a las que les guste lo loco, extraño y desorientador y para todo aquél que, como yo, ame teorizar constantemente.

5 estrellas. 


viernes, 2 de junio de 2017

Neverwhere by Neil Gaiman

Holaaaa! Aquí vengo yo de nuevo, pero esta vez con una reseña. ¿Ya están participando del sorteo de Stars Above que largamos ayer con el #TeamLC? Aprovechen. Y no se olviden de participar también del sorteo de Heartless que ya en unos días termina.
Vamos con la reseña:

Sinopsis: En el subsuelo de Londres, como debajo de cada gran ciudad, existe un mundo desconocido e invisible, plagado de extraños seres, en el que sobrevivir depende de abrir las puertas adecuadas Hay mundos bajo tus pies, espías bajo las escaleras y formas que esperan al otro lado de los portales, que solo has atisbado en tus sueños. Tras leer "Neverwhere", nunca volverás a pasar por los sombríos lugares del mundo moderno con la misma confianza infantil.










Tengo casi todos los libros de Neil pero el único que había leído (y adorado por muchos años) era El libro del cementerio. Amé la peli de Coraline y me prometí a mí misma leer el resto de los libros de este autor, razón por la que en la FIL de este año fui directo a comprarme Neverwhere. El problema es que estaba pasando por un Reading slump terrible (últimamente parece que vivo en uno) y me llevó más de dos semanas leerlo. Pobre librito, se sentía abandonado!

Por suerte el Reading slump no me impidió captar la genialidad y originalidad de Gaiman a la hora de crear un mundo como el de este libro. En Neverwhere crea el Londres de Abajo, al que caen los que se escurren entre las grietas del Londres de Arriba, y dentro del mismo lugares como la mansión de Puerta, el Mercado Ambulante o la estancia de Islington, que más que escenarios, son lugares con personalidad propia. Es impresionante la habilidad del autor para crear cada lugar de una manera tal que los vayas recreando en tu cabeza hasta el mínimo detalle con una pluma bastante simple y amena.

Neverwhere es, desde el principio, un cuento muy muy crudo. Comienza nuestra historia cuando Richard encuentra al inicio de su viaje a una anciana mendiga y le regala a la pobre mujer un paraguas para protegerse del temporal. Pero la mendiga no le obsequia nada a cambio, ningún sabio consejo o visión del futuro ni nada que se suele ver en los libros de fantasía. Cuando Richard marcha hacia Londres lo hace desarmado, solo ante la perspectiva de vivir por primera vez por su cuenta en una ciudad extraña como lo es Londres.


Cuando nos reencontramos con nuestro protagonista  en el capítulo siguiente es una persona completamente distinta de aquel joven escocés que se iba a la gran ciudad. Han pasado pocos años pero ya es un individuo gris, desprovisto de voluntad, personalidad e iniciativa. Actúa como la sociedad espera que actúe: trabaja en una oficina, tiene un piso alquilado, sus amigos son los compañeros de trabajo y su novia, una mujer rica y creída que solo le ve como un marido perfecto en potencia al que aún hay que pulir mucho para que encaje. 

También se introduce en la historia a Puerta, una chica con el interesante don de encontrar y abrir cualquier puerta (incluso cuando no la hay), que huye de dos asesinos que quieren matarla como lo han hecho con toda su familia. Ella usa su poder para cruzar un umbral que la lleve a algún lugar, cualquiera, donde sea, en que puedan ayudarla.

Y esta puerta la lleva directamente a los pies de Richard. Aquí comienza Neverwhere. Aquí empieza la verdadera aventura porque no sólo Lady Puerta necesita apoyo, sino también el propio Richard. Cuando ella cae a sus pies, ensangrentada y vestida con harapos, y Richard decide ayudarla pese a la desaprobación de su novia, es cuando una tuerca se incrusta en el engranaje de la vida de Richard y ya nada podrá volver a ser igual.

Ahora, todo muy bonito, ¿no? Pareciera que es otro libro de fantasía más que lo único que tiene de especial es haber sido escrito por un autor ya bastante conocido incluso en el momento en que fue publicado por primera vez (1996) y que sucede en la famosa e icónica ciudad de Londres. Sin embargo, yo le he sacado todo el jugo por otra parte. Hay toda una historia escondida detrás de la que vemos a simple vista. En el momento en que Richard elige no hacer la vista gorda (aquí Gaiman introduce la crítica social) a la joven herida que tiene un aspecto deplorable, inicia algo que le llevará a descubrir un submundo que los habitantes de Londres se niegan a ver. Es el mundo del mendigo, del vagabundo, del pobre que existe fuera de la sociedad, entre la mugre, viviendo de la basura y pidiendo limosnas en la calle. A partir de este momento, Gaiman desarrolla esta otra realidad y la provee de un aura mágica, irreal. Detrás del vagabundo y pordiosero hay algo más: bajo Londres, otro Londres, otra sociedad, otro universo. Como el mismo autor reconoció en la introducción, tratar este tema de esta manera, bajo la metáfora, es peligroso: es un tópico demasiado serio como para arriesgarse a caer en lo tonto, en lo fácil, lo frívolo. Y aquí es donde radica, en mi opinión, todo el mérito y éxito de Neverwhere. Gaiman consigue lo impensable, lo imposible: por un lado, crear y hacer creíble un mundo ficticio, fantástico, sumamente atractivo y rico; por el otro, mostrar la otra cara de la moneda, la tragedia del verdadero universo que busca narrar. El submundo en el que viven el Marqués y Lady Puerta es atractivo, mágico y asombroso, pero en todo momento es también triste, desesperado y cruel.

Hay mucho que se puede decir de los personajes, y encima tenemos un abanico bastante diverso, pero como siempre digo (ya deben de estar cansados de leer esto en mis reseñas!) es mejor ir descubriendo los matices de cada uno de a poquito, pasito a pasito. Sino, pierde la gracia. Sí puedo decir que algo innovador en esta historia es que Richard no es un héroe: su esperanza, acompañando a Lady Puerta, es encontrar el modo de volver a su antigua vida gris. Es cobarde e indeciso durante la mayor parte del libro y es eso mismo lo que lo diferencia del resto de los protagonistas del género. Además, es un buen personaje principal porque nos permite descubrir el Londres de Abajo al mismo tiempo que él desde el punto de vista de una persona totalmente normal y promedio.

 En resumen, un libro tremendamente rico no sólo en su relato sino en el mensaje escondido que muchos no llegan a ver. Personajes excelentes que lo dejan a uno impactado y escenarios originales que no verás en ningún ejemplar del género. Recomendable para todo aquél al que le gusten historias que lo descoloquen y que encima tengan villanos que son horripilantes pero con un sentido del humor espectacular (I know, yo también estoy sorprendida).

Warning: mucho humor negro y escenas de torturas detalladas.


5 estrellas! 
 

Dorothy Gale Reseñas Template by Ipietoon Cute Blog Design